Policia Local de Murcia Inicio de la p�gina de la Policia Local

Portlets anidados Portlets anidados

Publicador de contenidos Publicador de contenidos

Publicador de contenidos Publicador de contenidos

Otra mujer agredida por su pareja, que resulta detenido.

Una nueva agresión protagonizado por un hombre a su pareja ha motivado la intervención de patrullas del GESC (Grupo Especial de Seguridad Ciudadana) y del EPAF (Equipo de Protección y Atención a la Familia). En esta ocasión ha sido en la tarde de ayer, en torno a las 16:00 h, en un domicilio del B.º de San Antolín, en Murcia.

Llamadas a emergencias indicaban que se estaba produciendo una fuerte disputa entre una pareja en el interior de su vivienda, por lo que acudieron rápidamente tres patrullas, pudiendo observar que aún estaban discutiendo dos personas, y que la mujer tenía la cara y el pelo ensangrentados.

Separados ambos y solicitada asistencia sanitaria en el lugar, recibieron los policías información de la presunta víctima: llevaba varias semanas siendo agredida de forma habitual por su pareja, tras haberle mostrado su intención de que él se marchara del domicilio que comparten; hacía unos minutos, con ocasión de una nueva discusión, había sido agredida otra vez, golpeándole la cara contra una mesa y los brazos de madera de un sillón mientras la sujetaba fuertemente del pelo. También había recibido un golpe en el costado que le dificultaba respirar.

Los policías pudieron comprobar que habían varios mechones de pelo de la mujer en el suelo del salón, junto a los muebles mencionados, que presentaba lesiones de importancia en la cara (boca y nariz) y un hematoma reciente de gran tamaño en el costado. Fue evacuada en ambulancia al hospital Universitario Virgen de la Arrixaca.

El acusado, un varón de 43 años de edad, nacional y con domicilio en el lugar de los hechos, que reconoció abiertamente haberla golpeado, fue detenido y trasladado, en un primer momento, a Urgencias del Centro de Salud de San Andrés y, posteriormente, al hospital Reina Rofía, donde le inmovilizaron la mano derecha por haberse fracturado un dedo. Tras su asistencia fue conducido a la Comisaría de Distrito de San Andrés, donde se instruyeron las oportunas diligencias.